Correr sin camiseta. Una costumbre que puede resultar peligrosa

correr sin camiseta

Correr sin camiseta es una costumbre que puede resultar peligrosa. Lo cierto, es que este es un debate tan antiguo en el running, como la propia costumbre de practicar este deporte. Para empezar, parece que se trata de un debate cerrado exclusivamente al el sector de los hombres. Y más allá de lo cómodo o no que pueda resultar, a muchos les parece, simplemente una falta de decoro y respeto a los demás.

A continuación vamos a analizar los puntos a favor y en contra de correr sin camiseta. De esta forma, si en tu zona hay épocas de mucho calor y te lo has planteado alguna vez, podrás tener claras tanto las ventajas, como los inconvenientes de esta controvertida opción a la hora de hacer running.

Las altas temperaturas y húmedas hacen que la mayoría de los corredores intenten desesperadamente vencer el calor cuando salen a correr. Algunos terminan optando por usar menos ropa para mantenerse frescos.

Entonces, ¿camiseta sí o no? Esa es la cuestión

Ya sea para una mayor comodidad, una mejora del rendimiento o simplemente por estética, optar por no llevar camiseta mientras corres es una elección personal. Sin embargo, la verdad es que la mayoría de corredores tienen una opinión al respecto. Además, no podemos olvidarnos de que ir completamente sin camiseta es una opción disponible principalmente para los hombres, aunque algunos podrían argumentar que las mujeres que usan un sujetador deportivo se encuentran en un escenario similar.

Sin embargo, la decisión de no llevar el torso tapado también es probable que provoque una respuesta del resto de corredores. A menudo otros runners muestran una fuerte oposición o una tolerancia algo tibia.

peligros de correr sin camiseta

Razones por las que debes salir a correr con camiseta siempre

Correr sin camiseta puede tener sus ventajas. Si esta no es una camiseta técnica, adecuada para la carrera, puede empaparse rápidamente en sudor. Y cuando está saturada, será físicamente pesada de llevar, probablemente incómoda y ya no proporcionará un efecto refrescante.

Sin embargo, en climas calurosos, pero no necesariamente húmedos, una camisa en realidad ayuda a alejar el sudor, y por lo tanto el calor, del cuerpo para ayudar a mantenerlo fresco.

Además, una camiseta también ayuda a bloquear los dañinos rayos UV de la piel expuesta.

También es una costumbre más aceptable socialmente.

La mayoría de los eventos de carrera también requieren o recomiendan el uso de una camiseta que se utiliza para fijar un número de dorsal/corredor en el cuerpo para una fácil identificación.

En definitiva, estas serían las principales razones por las que no es nada recomendable correr sin camiseta:

La camiseta ayuda a traspirar el sudor y te mantiene fresco

Cuando sales a correr con una camiseta adecuada, confeccionada a base de un material transpirable y capaz de absorber bien el sudor, te sentirás más seco que si llevaras el torso desnudo. Sin camiseta nos pondremos a sudar y a gotear sin parar, mojando el pantalón y los deportivos, al tiempo que recibimos el sol directamente en la piel, por lo que la frescura desaparecerá.

Sin camiseta, aumenta la temperatura corporal

Como decíamos en el punto anterior, correr sin camiseta puede ser peligroso por un exceso de exposición a la luz solar. Esto no solo nos provocará un aumento considerable de la temperatura corporal, sino que además, resultará del todo perjudicial para la piel.

Además aumentamos el riesgo de deshidratación cuando corremos sin camiseta. Porque además, esta idea suele aparecer, obviamente, en verano o en las épocas de más calor. Por ese motivo, tenemos que ser especialmente cuidadosos.

correr sin camiseta no es bueno

La ropa en general, te protege de rasguños ante posibles caídas

Ojalá que nunca pase, pero cuando nos enfrentamos a una sesión de cardio haciendo running, el riesgo de sufrir un tropezón, un resbalón y en definitiva, una caída, siempre existe. No hay problema, pues la velocidad del corredor medio, no suele desembocar en grandes tragedias cuando caemos.

Sin embargo, sin la presencia de una camiseta, esta caída se puede tornar en mucho más dramática si nos hacemos un rasguño. Para eso también está la ropa, que además cuando es técnica y está pensada para hacer deporte, está también preparada para aguantar las caídas en terrenos duros, y proteger nuestra piel de cortes y rasguños.

Por respeto a los demás

Más allá del calor, la protección contra el sol o los insectos, o la comodidad, el correr sin camiseta siempre generará un debate social porque provoca sensaciones, generalmente negativas, entre el resto de personas que comparten la carrera.

Normalmente, se corre por parques, pistas o zonas de acceso público, compartimos nuestra sesión de deporte con otros ciudadanos, viandantes o runners, que se cruzan con nosotros y corren a nuestro lado. Para el resto de personas, puede no ser cómodo y/o agradable, la visión de un adulto con el torso desnudo. Y eso es algo a comprender y tener muy en cuenta.

Además, puesto que las mujeres van a tener que llevar, como mínimo un bra deportivo, es una opción solo al alcance de los hombres, y solamente por solidaridad, debería estar descartada.

Conclusión final al debate sobre si correr sin camiseta o con camiseta

En definitiva, No te hagas el héroe. Ponte una camiseta cuando salgas a hacer tu sesión de running, por mucho calor que haga. La evacuación de la transpiración realmente te hace sentir más cómodo. Cubrirse previene el daño causado por el sol y evita el ataque de insectos. Y para los chicos, por lo menos, el hecho de usar una camiseta es más decoroso.

Deja que los jóvenes de 19 años que todavía pueden cortejar al cáncer de piel vayan medio desnudos, pero para los hombres sin camiseta a partir de cierta edad, esta práctica tiende a atraer comentarios despectivos del resto de runners.

Así que por cualquiera de las razones cruciales que te hemos contado en este post, recuerda que la mejor opción para salir a correr, siempre será ir bien equipado. Y eso conlleva, por mucho calor que haga, una camiseta técnica.